Impreso/redacción

MORELIA, Mich., 15 de abril de 2020.- La diputada morenista, Cristina Portillo Ayala, ha anunciado que aportará al menos un mes de su sueldo en equipo y material médico para los hospitales COVID que operan en la ciudad de Morelia, ello a fin de seguir con la campaña de donaciones que puso en marcha la semana pasada. “Lo hago atendiendo al llamado de nuestro presidente, Andrés Manuel López Obrador, en el sentido de mostrar solidaridad y empatía con la comunidad médica del país en estos momentos tan difíciles en los que la contingencia sanitaria nos debe llamar a la unidad entre los mexicanos.”

Portillo Ayala, dijo que ha sido difícil conseguir material médico entre los diversos proveedores del sector y no descartó que haya retención y especulación del mismo. Dijo además que resulta pertinente el llamado que ha hecho el subsecretario de salud, Hugo López-Gatell, en el sentido de denunciar la ausencia de material médico en los hospitales a través de la línea 800 que se puso en marcha para el efecto. “El gobierno de México, está haciendo un enorme esfuerzo por solventar de la mejor manera la situación tan difícil que vive el sistema de salud en México. Nos dejaron en quiebra a todo el sistema y tan solo la mitad de los hospitales que inauguró Peña Nieto, nunca funcionaron.”

La legisladora señaló, que además el equipo médico que está entregando, consistente en caretas, mascarillas, cubrebocas, gogles, gel antibacterial batas desechables y alcohol, anunciará la entrega de paquetes alimentarios, fundamentalmente a adultos mayores. ” Es verdaderamente loable que nuestro gobierno de la República haya reforzado la entrega de pensiones a los adultos mayores en esta contingencia. Como diputada, me siento comprometida con nuestros viejitos, quienes pueden seguir dándonos amor y sabiduría”.

La diputada concluyó señalando que todos los apoyos que entregará serán transparentados en su momento, ya que si bien esto no es una obligación dado que es un donativo que proviene de recursos propios, sí representa una decisión de actuar de cara a la gente. “Siempre he creído que cuando un ciudadano se compromete con el servicio a los demás, se tiene que actuar con honestidad y entregando más allá de lo que ordinariamente se hace. Es un honor servirle al pueblo y eso es una convicción que se honra con los actos y no sólo con discursos”.